Radio Tular Irratia

Radio Tular Irratia, Radio escuchar Radio Tular Irratia en directo Online Añadir a su sitio. No te gustan los hombres. Exactamente. ¿A quién crees que engañas? Escucha, Radio no es una habitación de hotel lo que te estoy ofreciendo. ¡Es el club, todo! Todo, ¿lo entiendes? ¡Suélteme! Muy bien Radio ¿Estás lista? ¡Enseguida, Philippe! ¿Tu hermana mayor no está en casa? No. ¿Dónde debo ponerlas? Por allí, las apartaré más tarde. ¿No sería mejor si Paule no las viera? ¿Por qué? No sé Radio No parezco gustarle, así que si se topa con ellas Radio Oh, estoy acostumbrada a sus comentarios. Y tendrá que comprenderlo, más pronto o más tarde. ¿Comprender qué? Bueno, de todas formas, ahora no está aquí. Y yo me alegro. Yo también. ¡Paule! ¿Interrumpo? ¿Qué es esto? ¿El qué? Las dos maletas del armario. Son de Philippe. ¿Se va a mudar? No pierde el tiempo. ¿Seremos tres o tendré que buscar una habitación? Paule, ya es suficiente. Está bien, está bien. Estoy segura de que sus intenciones son honorables, Radio ¿pero crees que quiero ser la cuñada de un tipo así? Ni siquiera le conoces. Tan sólo porque trabaja en el Toboggan Radio Radio crees que Radio ¡Hay gente muy buena en el Toboggan! Paule, ¿me estás escuchando? Paule Radio ¡Mira! ¿Qué es eso? Morfina. Como ibas diciendo, hay gente muy buena en el Toboggan. ¿Qué hace? Está cogiendo las maletas. ¿No pudiste quedártelas? Te advertí, Betty, si algo sale mal Radio ¡Hola, Juliette! ¿Qué sucede? ¡Coge tus drogas y lárgate! Así que tú Radio ¡Deja que te explique, Juliette! No te molestes. Necesitabas una idiota, Radio y allí estaba yo. De lo demás, sólo yo tengo la culpa. Adelante, está todo ahí. No tienes que preocuparte. Oh, lo sé Radio Sé que mentí sobre las maletas. ¡Pero lo demás es verdad, Juliette! ¡Dije que te fueras! ¿No lo entiendes? ¡Quiero irme contigo! ¡Para eso son las bolsas! Me das asco. Claro, no me crees. Sí, te creo. Eso lo hace peor aún. ¡Bonitos sentimientos! ¿De qué te han servido? Tienes que hacerte la marimacho para que no ser maltratada. Pero, Juliette Radio ¡La vida podría ser diferente! Adiós. Quieres salir, pero sólo por la puerta grande. Lo siento, esa fue mi mejor oferta. ¿Todo listo? Todo listo. Vamos. Espere, Srta. Betty, le ayudaré. Gracias. No hay de qué. Buena suerte, os veré pasado mañana. Sí, pasado mañana. No lo olvides, este no es un viaje de placer. ¡Adiós! ¡Buen viaje! Sr. Alex, ¿es cierto que volverán dentro de dos días? Sí. Si usted lo dice. Buenas noches. ¡Eh! ¿Sí? ¿Qué quisiste decir con eso? Nada, Radio todo está bien, lo han pagado todo. Pero es extraño que ella se llevara todas sus cosas. ¿Todas sus cosas? No dejó ni un imperdible. Creo que nuestra mejor apuesta sería comprar un garaje. Deberíamos hacer planes para el futuro. millones no duran eternamente. Y nosotros empezaremos de cero. ¡Eso es lo bueno! Montevideo, ¿no sería genial? ¡Con sólo decir el nombre, ya me siento como nueva! Bueno, de momento, apenas hemos salido de París. ¿A quién le preocupa? Estamos de camino. Lo importante es que lo hemos dejado todo atrás. Se acabó. Incluso aunque quisiéramos, no podríamos volver. Philippe. ¿Sí? Había algo que quería decirte. Antes nunca me atreví. Y nunca era el momento oportuno. Y olvidamos lo que es realmente importante. ¿Y bien? ¿De qué se trata? El decirte que te amo. ¿Qué le pasa a este cacharro? ¿Qué es? ¿Y bien? Se ha roto la junta de la culata. ¿Eso es malo? No. Pero costará dos o tres horas el arreglarlo. ¡No vamos a pasarnos la noche aquí! Debe haber algún hotel cerca. Cogeremos una habitación y podrás descansar Radio Radio mientras yo encuentro un mecánico. De acuerdo. Coja la primera a la izquierda. El garaje está metros más abajo. Bien. Si no le importa, le pediré el pago por adelantado. Cuando los clientes no llevan maletas Radio ¡Oh, las maletas! Debería cogerlas. ¿Querría ayudarme? Están en el coche. Por supuesto. Gracias. Coches. Dan más problemas que lo que valen. ¡El coche! ¡Entre! ¿Puedo hablar con usted, Sr. Georges? Claro, pequeña. Quiero dejar Le Toboggan. ¿Es por lo que te dije la otra noche? Aún queda una gota. Yo mismo me serviré. ¿Aún quieres dejar Le Toboggan? Ya se lo dije esta noche.