Radio Juventud Gran Canaria

Radio Juventud Gran Canaria, Radio escuchar Radio Juventud Gran Canaria en directo Online Añadir a su sitio. No es humano. Andy, habla Norris. Escucha, ven a la oficina ahora mismo. No preguntes ¿por qué?. Ven. Polly, escúchame. Quédate donde estas, ¿sí? Quédate ahí, salgo para ahí, ¿sí? Estoy yendo a casa. Espera un minuto, ¿qué significa: "Él es un monstruo"? Conocí al carajo, ¡se parece a mi tío! ¡Mi carro! ¡Ese hijo de puta! ¡Te voy a agarrar! Toma esto, gordo come . ¡ ! ¡Diablos! ¡Mira! ¿Pensabas que no lo descubriría Radio con tu nombre, en cada ticket, burlándote en mi cara? ¡ , hijo de puta! ¡Tú! ¡La de trabajo para ti! Mamaverga. Tú le diste el revólver al chico. ¿Dónde tienes la cabeza, Keeton? Norris, ¿sigues vivo? ¿Puedes cuidar de él? Toma aire. De acuerdo, ¿todo bien? ¿Estás bien? Mírame. ¡Sí! Contrólate Encierra a ese mascapipe. Tengo que ver a Polly. Al fin solos. Patético pedazo de . ¡No soy un pedazo de ! ¡Cierra la boca, Buster! Te di. Polly. ¿Estás aquí? ¿Pol? ¡Myrtle! ¡Vamos! ¡Myrtle! Pensé que habías muerto en la tina. Danforth. ¿Que sucede? Nada. Las cosas no han estado mejor en años. Tan solo necesito una pequeña ayuda, eso es todo. Danforth, estas esposado a la puerta. Eres un genio. Dame la sierra, ¿quieres? ¿Qué hiciste? Olvida la sierra. Dame ese martillo y la llave grande. ¡Ahora, idiota! ¿Dónde piensas que vas? Danforth, no puedo alcanzarla. Eso es una agujereadora ¿Te pedí una agujereadora? ¿Por qué no me ayudas? Danforth, no puedo ver. Quieres que te deje ir Radio para que corras a la casa y los llames. Esa es una. ¿Qué tal si intentas la segunda? Sí. Danforth, violaste la ley, ¿no? ¿Si viole la ley? ¿Qué tal tu, Myrtle? ¿Violaste la ley? ¿Dormiste con él para humillarme? ¿Quién? ¿Hice qué? Norris Ridgewick Radio ¿trepaste sobre él después de que Radio colgara todas esas multas en mi casa? No. Y esa es nuestra casa, Buster. ¡Dejen de mirarme, todos ustedes! ¿Quién eres? Soy yo, Dan. La voz de tu jefe. ¿Cómo van las cosas? Mate a mi mujer. ¿Está mal? No quería hacerlo. Esas cosas pasan. ¿Se lo merecía? No lo sé. Realmente la amaba. Hay momentos en que uno simplemente tiene que lastimar a aquellos que ama, Dan. No puedo imaginar a Danforth Keeton haciendo algo a alguien Radio que no lo merece. ¿No eres tu ese tipo de persona? No. Ya no lo sé. Contrólate, Danforth. Sentir pena no es bueno para ti. ¿Por qué no subes a tu carro y vienes a verme? Tengo algo para ti. Algo que vas a adorar. "Santa María, Madre de Dios. " "Ruega por nosotros pecadores Ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén. " Hola, Henry. Hola, Hugh. Amén. "Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores ahora Radio "y en la hora de nuestra muerte. Amén. " ¿Con quién estás hablando, Danny? Dios. Solo con Dios. ¿En mi tiempo? Solo trato de decir que tengo mucho miedo. No me digas nada. yo te digo todo. Ellos se lo merecen, Dan. Tú lo sabes. Si, lo sé. ¿Por qué los destruyes entonces? Abre la tierra al medio. Porque yo no hago milagros. No soy el padre, el hijo y el Espíritu Santo. Soy tan solo un tipo solitario. Por favor. Solo quiero morir. Por favor, solo quiero morir. No te desilusionaré, lo prometo. Ven a verme cuando termines. Ahora, cava. Cavo. Vea. Tu cava. Cavar. ¡Cavar! ¡Estoy cavando! Eres repugnante, Dan. Sí. Me gusta eso en una persona. Sí. Gracias. Gracias. Perdóneme por Buster, lo estropee. Voy a pegarle a ese hijo de puta. ¿Quién está ahí? Alan. Es tarde. Necesito hablar con usted, Padre. ¿Que sucede? ¿Cree en el Diablo, Padre? Supongo que debo. No puede haber Dios sin el Diablo. ¿Tú crees en Dios, Alan? ¿Cómo es? ¿Cómo es? Sí. ¿El Diablo como luce? Como tú o yo, imagino. Podría mezclarse entre nosotros sin que nos diéramos cuenta. Induciéndonos a hacer cosas que normalmente no haríamos. Cosas terribles. No, no, no lo creo, Alan. Las personas pueden elegir. Esta es una buena ciudad. Cierto. Era una buena ciudad. Con gente decente y normal. Pero ahora el Diablo está aquí. El Diablo siempre estuvo aquí, Alan. Está siempre entre nosotros. En nuestros corazones. Pero con ayuda de nuestro señor podemos ahuyentarlo. No en nuestros s corazones, en nuestra ciudad, en nuestras calles. El Diablo está en Castle Rock. Su nombre es Leland Gaunt. Padre. Necesito su ayuda para librarnos de él. No. Leland Gaunt es un hombre decente. Dios mío. A usted también Radio Si hay un diablo en esta ciudad, es ese Reverendo Willie Rose. ¿Cree en mi ahora, Padre? ¿Sigue pensando que es un hombre decente? ¡El Diablo acaba de explotar su Iglesia! No es el Diablo. ¡Son los s bautistas! ¡Rose! ¡Rose! ¡Te condeno al infierno! ¡No! ¡Padre! ¡Salga de aquí! ¡Mátelos! ¡Cuidado! ¡Hijo de puta! Te voy a enseñar. ¡Frank! ¿Qué estás haciendo? El bastardo tomo mi Isla del tesoro. ¿Qué? ¡Robert Stevenson, primera edición! ¡Sal de mi camino! ¿Todo bien? Claro que sí. ¿Está bien? Sí. Ve a casa y mira un poco de televisión. ¡Jódase! ¡Hijo de puta! ¡Salgan de ahí! ¡Muévanse! ¡Vamos! ¡Salgan! Jesús Cristo, Alan, el infierno se abrió. Los bautistas están locos por que su Iglesia está incendiada. Además alguien mato a Myrtle Keeton con un martillo. ¿Qué diablos sucede aquí? Jesús. ¡Tu hijo de puta! ¡Norris, no! ¿Estás bien? ¿Qué? ¿Estás bien? Nunca me sentí mejor.